Propuesta de trabajo para el Centro de Estudios Jurídicos y Sociales de la Asociación Nacional de Abogados Democráticos

Propuesta de trabajo para el Centro de Estudios Jurídicos y Sociales de la Asociación Nacional de Abogados Democráticos.

Por: Roberto Julio Chávez Delgado

Introducción

La ANAD desde su creación se distinguió de otras organizaciones de abogados por su compromiso social con los sectores más desprotegidos, por ello, se avocó a formar un grupo “diferente”, en la que prevalecieran de manera general los principios del abogado[1] en un primer momento,  aunque, tal como lo demuestran sus objetivos no sólo se enfocó en esto sino además partió de la lucha política hacia la formación de estudios serios de carácter académico que pudieran contribuir al avance y desarrollo del derecho. En especial, lo contenido en el artículo 5°, incisos   d); e) ; f); g);  h); y m)[2]; así como la actividades planteadas en el artículo 6° estatutario, incisos a) y d)[3] particularmente, que de manera puntual establecen la intención de la organización para formar un Centro de Estudios Jurídicos y Sociales cuya finalidad sea el desarrollo sus integrantes y su aparición en foros, revistas especializadas, coloquios, universidades, entre otras.

En ese sentido, me parece que el considerable esfuerzo del doctor Manuel Fuentes al establecer el Centro de Estudios para el Cambio Social, de alguna manera fue el dar cumplimiento a los estatutos, sin embargo, me parece que la tarea por parte de la ANAD está aún pendiente con un centro que hasta el momento no se ha formado, por ello, propongo el siguiente plan de trabajo para el próximo periodo 2011-2013, el cual comprende los siguientes rubros:

Formación interna y desarrollo metodológico propio

Hace casi veinte años que la organización se formó en condiciones no muy distintas a las actuales, aunque dicho desarrollo ha sido deformado a lo largo del tiempo, en especial dentro de los cambios generacionales que de manera natural ocurren en la organización, por ello, considero necesario el desarrollo de nuestra historia propia y la actualización de nuestros principios mediante estudios serios que puedan revelar las tendencias actuales y cambios dentro de la misma.

En consecuencia, considero pertinente  el establecimiento de un propedéutico obligatorio de historia mínima para poder ser miembro de la organización, desde luego,  no con una dinámica medieval dogmática sino en el campo de la crítica histórica de la misma, el cual será necesario para ratificar la incorporación de nuevos miembros activos.

Asimismo, la formación de seminarios permanentes que reflexionen y arrojen resultados mediatos sobre el desarrollo y formación histórica de nuestros principios, en donde se establezca la metodología pertinente que tendrá la asociación para la elaboración de materiales críticos dentro de las academias como en el pueblo en general sobre aspectos jurídicas, sociales, políticos, entre otros con  propuestas claras al sistema, claro desde un marco abierto interdisciplinario pero con las pautas marcadas con el constitucionalismo social ó el desarrollo revolucionario[4].

De tal manera que, dichos seminarios y coloquios tendrán como propósito fundamental introducir a los miembros de la institución en discusiones teóricas metodológicas que sienten las bases pedagógicas para la formación de cursos especializados que serán ofertados ha otras instituciones, así como la integración de comités editoriales para nuestra revista jurídica social.

 Impartición de cursos y ampliación  del acervo bibliográfico

Me parece fundamental para la asociación la conformación de talleres, cursos y diplomados en materias especializadas del derecho y la investigación social, pues, eso nos permitirá por un lado, la obtención de recursos necesarios para el sostenimiento de la organización, y por otro, la posibilidad de difundir de manera más directa los avances del humanismo jurídico, así como la difusión de la nueva ética jurídica  y valores que persigue nuestra asociación. De tal manera que, se pretende formar un pequeño comité que funcionará en forma de colegio sobre los contenidos que se pretenden impartir y los docentes que los brindarán, para su respectiva aprobación, además de asegurar la calidad y eficacia de los cursos.

En consecuencia, se pretende formar un taller base metodológico donde se expondrán y discutirán diferentes aportes de las Ciencias Sociales para el estudio del derecho, desde luego, con bibliografía tanto clásica como actualizada, a efecto de poder brindar las herramientas a los miembros interesados para impartir algún modulo, el cual desde luego deberán desarrollar con dichas bases para que sea aprobado por el colegio y pueda ser considerado para el desarrollo de algún modulo. Tal curso no tendrá para los miembros adscritos costo alguno, sin embargo, si algún externo a la organización pretende tomarlo, se implementará un costo.

Ahora bien, es necesario la ampliación del acervo bibliográfico que se tiene en la sede “Digna Ochoa”, en especial lo relativo a los clásicos y en cierta medida lo contemporáneo, porque estos últimos pueden ser consultados en la mayoría de ocasiones en redes informáticas, pues, los avances más actualizados son artículos normalmente.

De tal manera que, al capacitar a los miembros que decidan sumarse a este proyecto tendrán que escribir tanto en nuestra revista electrónica como en publicaciones externas con una clara postura progresista sobre el derecho alternativo, además, asistir a foros, coloquios, debates y otras actividades académicas que puedan dar amplitud a nuestra postura. En cuanto al punto de la revista desde luego existirá un consejo editorial, tanto externo como interno, que respalde de manera moral nuestras publicaciones, además de que los artículos serán dictaminados por miembros internos especialistas en la materia, quienes darán sus puntos de vista respecto a las posturas y pertinencias de las propuestas elaboradas, y en su caso harán las observaciones pertinentes, a efecto de que el autor considere los puntos para incluirlos en nuestra publicación electrónica. Así entonces, la finalidad de dichos desarrollos tiene como objetivo principal formar nuestro propio acervo.

Por otra parte, los diplomados y cursos que se inicien en la ANAD serán onerosos para los externos, y de preferencia serán dirigidos a estudiantes de escuelas privadas medias, con el claro objetivo de complementar su formación académica, y de esa manera contribuir al desarrollo y dignificación de la profesión jurídica, además del pueblo en general a quienes nos debemos fundamentalmente.

 Actualizar y acondicionar los espacios de trabajo

La ANAD cuenta con la sede “Digna Ochoa” que es un gran espacio de reflexión y estudio jurídico, sin embargo,  es necesario renovar nuestro equipo de computo, así como aumentar instrumentos como pizarra, marcadores y quizá un proyector para efectos pedagógicos.

En ese sentido, cabría mencionar que con los recursos que se adquieran en base al trabajo académico se podrían financiar dichos gastos; es decir, tal vez no necesitemos erogar  del  fondo común de ANAD, y en caso de que se tenga que abonar se podrá recuperar de manera rápida.

A manera de conclusión

Desde luego, lo que se pretende formar no será de manera inmediata, sino a través de un esfuerzo conjunto y constante. Sin embargo, es un buen momento para consolidarlo, porque la ANAD debe ser un centro del saber y de la discusión razonada; es decir, aplicar la concepción de un gremio diferente más comprometido con las causas sociales. En consecuencia, es indispensable la formación de teoría que apoye nuestras acciones, pues, en el ámbito del derecho constantemente se ha ido formando la idea por una parte, del investigador que sólo es teórico y que conoce sólo aspectos de autores, teorías, y por otro, el  litigante que sólo conoce de procedimientos sin aplicar teoría y que se basa en una razón digamos práctica, entonces, resulta necesario el profesionista integral, aunque reconocemos que también existen abogados con un gran dominio de ambos campos, pero lamentablemente son excepciones.


[1] Véase, Couture, Eduardo,  Los mandamientos del abogado, en línea: http://diegorosales.wordpress.com/2008/06/12/decalogo-del-abogado-de-eduardo-j-couture/

[2] ARTÍCULO 5. Son principios y objetivos de la Asociación: …d) Pugnar por la superación permanente de sus miembros en los terrenos profesional, académico, teórico y científico; e) La movilización de los abogados de la República a fin de desarrollar una acción conjunta tendiente a lograr que la práctica y la ciencia jurídica participen activamente en sus respectivas entidades en el proceso de cambios socio-económicos que estén en consonancia con los principios y objetivos aquí enumerados. Consecuentemente, por una nueva cultura jurídica de la sociedad; f) La elaboración de estudios, análisis, compilaciones e investigaciones sobre la problemática jurídica en general; …h) La organización de un servicio de asesoría y capacitación jurídica con instrumentos, publicaciones, metodologías y técnicas adecuadas en educación popular, con el fin de que los grupos de pobladores asimilen y hagan suyos los conocimientos jurídicos básicos y los implementen en la solución de sus problemas jurídicos concretos …m) El respeto y cumplimiento de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y de las leyes de ellas derivadas, por mejorar la actual legislación. Así como el respeto y cumplimiento de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, las normas y convenios internacionales…

[3] ARTÍCULO 6. La Asociación desarrollará todas aquellas actividades compatibles con sus principios y objetivos, en especial las siguientes: a) Conferencias: Cada año realizará una conferencia nacional sobre temas vinculados con los principios y objetivos de los Estatutos. El temario será aprobado por el Consejo Nacional, conjuntamente con el Comité organizativo que se forme para tal efecto. Participarán en estos eventos los miembros de la Asociación y los que fueran invitados por el Consejo Nacional; …d) Centro de Estudios: Organizar un Centro de Estudios jurídicos y sociales;

[4] Véase, Chávez Delgado, Roberto Julio, La esperanza revolucionaria, en línea: http://www.azc.uam.mx/publicaciones/alegatos/pdfs/69/76-12.pdf

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s